El debate por la inversión: ¿Activo o Pasivo?
Gestión de fondos

¿Es una gestión pasiva de un fondo mejor que una gestión activa?

¿Qué es la gestión activa de un fondo?

 

Una gestión activa de un fondo necesita un enfoque práctico para invertir y requiere un gestor de cartera tomando decisiones sobre cómo invertir el dinero del fondo. El objetivo de la gestión activa de un fondo es superar los rendimientos medios del mercado de valores y aprovechar al máximo las fluctuaciones de precios a corto plazo. Los fondos activos involucran un análisis y un conocimiento más profundos del mercado de valores. Por lo tanto, necesita un gestor de cartera individual, co-gestión, o un equipo de analistas que están tomando activamente las decisiones de inversión para el fondo.

Este gestor de cartera suele supervisar al equipo de analistas y selecciona las inversiones basándose en una evaluación independiente del valor de cada inversión, prestando especial atención a los cambios del mercado, a los cambios la economía, a los cambios en el panorama político así como a cualquier cambio en los factores que puedan afectar a las compañías específicas en las que se invierte. Estos datos se usan para predecir la compra o venta de valores en un esfuerzo por aprovechar las irregularidades del mercado. Los gestores activos afirman que estos procesos tendrán más beneficios que los obtenidos de la compra de acciones u otros activos financieros cotizados que siguen las fluctuaciones de un índice determinado (inversión pasiva).

El éxito de la gestión activa de un fondo requiere, sobre todo, experiencia por parte del gestor o del equipo de gestión. Esta experiencia se basa en la capacidad de investigación de mercado, así como en la capacidad para predecir las fluctuaciones del mercado por parte de los gestores.

 

¿Qué es la gestión pasiva de un fondo?

 

La estrategia de las inversiones pasivas, conocido como gestión de un fondo índice, requiere que los gestores pasivos posean todas las acciones de un índice de mercado para luego crear una cartera. El rendimiento de la cartera fluctúa a la par con las fluctuaciones del índice, al ser el punto de referencia más cercano .

Al no requerir intermediario ni equipo de gestión, la gestión pasiva de fondos es lo contrario de la gestión activa ya que no tiene el objetivo de vencer al mercado, sino que tiene el objetivo de seguir al mercado con una variedad de estrategias de inversión. A diferencia de los fondos activos, esta estrategia normalmente tiene una buena diversificación, bajos costes de gestión y baja rentabilidad.

Por todo ello, los fondos índice son fáciles de entender y ofrecen un enfoque relativamente seguro para invertir en amplios sectores del mercado. Generalmente, la gestión pasiva de fondos limita la cantidad de transacciones de compra y venta dentro de una cartera haciendo la inversión más económica que la de que una gestión activa de fondos.

 

¿Cuál es la diferencia entre la gestión activa y pasiva de un fondo?

 

Existen 3 diferencias principales entre las dos estrategias de inversión:

  1. La Estrategia de gestión . Estos enfoques difieren en la forma en que el gestor utiliza las inversiones en la cartera a largo plazo.
    • La gestión activa de fondos
      • se centra en superar el rendimiento del mercado anticipándose a las fluctuaciones, ya sea para la compra o para la venta de activo, mientras que la gestión pasiva tiene el objetivo de replicar un índice en particular.
      • es flexible y por lo tanto se puede invertir en cualquier acción que se desee, lo que permite diversificar el riesgo utilizando diversos vehículos financieros como la ventas en corto, las opciones de compra o venta (también denominadas call o put) o el uso futuros o forwards.
      • es más sencilla; siempre se tiene el conocimiento sobre qué acciones deben formar parte de un fondo índice. Pero, existe un límite en la inversión, al referirse a un índice específico la rentabilidad fluctúa a la par que el índice, lo que supone que el límite máximo y mínimo de rentabilidad dependen de la evolución del índice.
  1. Las Comisiones:
    • La inversión activa de la contratación de gestores para obtener mayor rentabilidad, lo que supone el pago de una comisión de gestión sobre el montante resultante al retirar la inversión independientemente de las pérdidas o ganancias resultantes.
    • La inversión pasiva no requiere necesariamente de un equipo de gestión ni de un gestor por lo que carece de comisión de gestión.
  1. El Rendimiento del capital. A mayor riesgo mayor rentabilidad, por lo que:
    • El beneficio que se puede obtener en la inversión activa es mayor al tener mayor riesgo.
    • El beneficio que se puede obtener en la inversión pasiva es pequeño ya que su riesgo es menor..

 

¿Es una gestión pasiva de un fondo mejor que activa?

 

En general, la gestión pasiva es más popular que la activa por varias razones.

Por un lado, debido a razones financieras ya que la gestión pasiva de un fondo es más barata  que la gestión activa, al carecer, en principio, de comisión de gestión, independientemente del rendimiento del fondo.

Por otro lado, para que los inversores se beneficien de las estrategias activas se requieren ciertos climas financieros que los gestores deben ser capaces de predecir.  Además, hay que tener en cuenta las comisiones en este tipo de estrategias, lo que supone que muchos gestores activos no logren superar la beta del mercado después de contabilizar todos los gastos.

Todo ello lleva a que, la inversión pasiva generalmente supere a las estrategias activas.

Por ejemplo, este año, el 9% de los gestores de fondos activos no ha alcanzado su punto de referencia (“benchmark”) pero los fondos más baratos han tenido más del doble de rentabilidad que los más caros. Por ello, cuando ciertos valores financieros están altamente correlacionados o se mueven en unión, las estrategias pasivas tienen más éxito y menos riesgos que las inversiones activas.

A pesar de que en 2019 se han producido grandes cambios en las estrategias de inversión y el aumento de popularidad , de la inversión activa , la inversión pasiva sigue siendo la opción estratégica preferida por los inversores. Ambas estrategias de inversión son beneficiosas, pero la estrategia de fondo índice es más popular basándonos en términos de cantidad de dinero invertido. Además, históricamente las inversiones pasivas han generado mayores beneficios para los inversores.

Finalmente, depende de lo que el cliente esté buscando, por lo que, si desea una inversión de bajo riesgo y bajo coste, sabiendo que la rentabilidad que se va a obtener es baja, una cartera pasiva o una gestión pasiva de fondo parece más conveniente para ese cliente.

 

Si le ha gustado este artículo, puede consultar otros similares que pudieran ser de su interés, pinchando en los siguientes enlaces:

Y si necesitas una SEGUNDA OPINIÓN, no dudes en seguir leyendo …

  • Linkedin
  • Email

No dudes en contactar con nosotros si necesitas una Segunda Opinión. Actuaremos como Firma de Contraste. Ofrecemos una segunda lectura a tu inquietud. Asesoramiento Preventivo. Consulta nuestras tarifas.

Esta colaboración tiene carácter divulgativo. Si tienes dudas o necesitas más información, dinos de qué se trata y te contestaremos

Consulta nuestras tarifas aquí.

Tarifas/Rates